54ª BEHOBIA-SAN SEBASTIÁN. 11 NOV 2018

A continuación crónica de la participación de nuestra corredora ARANTXA en la 54ª BEHOBIA-SAN SEBASTIÁN:

CRÓNICA DE UNA PROMESA

Madrid , 13 de Noviembre de 2018 , dos días después de haber terminado la Behobia y por consecuencia de haber cumplido una promesa hecha hace ya algún tiempo ……

Madrid ,

Hace ya algún tiempo , una de las personas más importantes de mi vida recibe una noticia de esas que te hace pensar , de esas que cuando la recibes te hundes de tristeza , pero de esas que te hacen reponerte como el Ave Fenix para poner tu granito de arena y ayudar a que todo pase y termine con final feliz, como cuando corres una carrera y crees que no puedes seguir , pero que sin saber de dónde , sacas fuerzas, para luego darte cuenta que salieron del corazón. Me prometí que si todo iba bien, terminaría la Behobia , carrera dura y quizás no muy apropiada para mí, y en una fecha en la que me habría gustado estar presente en otro evento familiar en otro lugar, pero por diferentes circunstancias así fue, y así os lo cuento.
Pasaron los meses, crecieron los proyectos laborales, las agendas abarrotadas de citas, viajes, compromisos, fiestas, y un sinfín de excusas perfectas para no cumplir mi promesa, pero la causa lo merecía, así que hablé con mi corazón y encontré las fuerzas para prepararla, junto con el plan de Pino, que no es dato menor.
Donosti, 9 de Noviembre de 2018 , ya estamos listos , rodeados de un grupo de amigos de esos que se van a San Sebastián , para celebrar que yo tengo que cumplir mi promesa, de esos con los que vives momentos mágicos y que sin hacer una promesa , están por la misma razón que tú. Viernes y sábado de disfrute, con visitas, ruta gastro y mucho buen rollo, que no ayudan a mejorar el cuerpo pero el alma te la dejan lista para correr la Behobia o lo que se ponga por delante.
Behobia , 11 de Noviembre de 2018 , a punto de salir, en el cajón de las 11h29 , nerviosa pero muy contenta de haber llegado hasta ese punto y lista para darlo todo, afortunadamente junto a mi compañero de viaje, no sólo en la carrera, y quien me llevó durante todo el recorrido como cuando llevas a tu hijo a montar en bicicleta por primera vez, controlando los ritmos, recordándome que estaba preparada , dándome los diferentes potingues , que aunque son incómodos de tomar me ayudaron a mantener las fuerzas y sobretodo demostrando una generosidad y un amor infinitos, sin los que este relato hubiera terminado de otro modo.
Recorrido muy exigente, pero una animación durante toda la carrera que casi te lleva hasta la meta, aunque llegado al km 15 y hasta casi el final del recorrido sufrí mucho, con una carga importante en los gemelos, pero segura de que llegados a ese punto cruzaría la línea de meta.
Donosti, 11 de Noviembre de 2018 , 2h 20 min después crucé la meta , con muchas ganas de llorar , como las que tengo ahora , por la suerte de tener que cumplir mi promesa , por lo que doy gracias a la vida , por eso y por tener la familia que tengo y por haber pasado estos maravillosos días , entre otros, con el culpable de haber hecho una promesa.
Te quiero ¡

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.